Archive for ‘Historia’

noviembre 21, 2011

Enseñanzas de la historia

Martin Luther King tiene un libro precioso, que ya sabeís que me encanta releer, titulado “La fuerza de Amar”. Se trata de una recopilación de algunos de sus mejores sermones, aunque no incluya el más famoso de todos, “Hoy tengo un sueño”. No sé si sabreís que en realidad esas palabras tan famosas y repetidas fueron fruto de la improvisación. Lo cuentan sus biógrafos. Fijaros que el discurso en el Capitolio tiene dos partes, una primera en tono conceptual y elaborado, y la final en un tono intuitivo y emotivo.

Pero bueno a lo que iba. En el capítulo titulado, “La muerte del mal a orillas del mar”, cuenta que el historiador Charles Beard, al ser preguntado cuales eran las enseñanzas que la historia le había aportado señaló:

“Primero, cuando los dioses quieren destruir a alguien antes lo enloquecen con el poder. Segundo, las ruedas de Dios, muelen poco a poco, pero lo reducen todo a polvo. Tercero, la abeja fertiliza la flor cuyo jugo succiona. Cuarto, cuando más negro está todo es cuando puedes ver las estrellas”.

Curiosas palabras de un historiador, ¿verdad?. Martin Luther King, añade, ” y todo mal al final, llega a su límite”.

Os dejo con éstas profundas reflexiones. Para que penseís un rato (si quereís).

Nota. La mayoría la habeís oído, pero si alguno no lo ha hecho, aquí teneís el enlace

Anuncios
diciembre 2, 2009

Sungazing (II)

Prosigo con el fascinante tema del Sungazing. Hace tiempo leí en un libro de T. Khun sobre la revolución copernicana (¡qué vicio el de leer!) lo siguiente :
La identificación simbólica del sol con Dios está presente en la literatura y arte del Renacimiento. Un ejemplo es el “Liber de sole” de Marsilio Ficino, autor neoplatónico del siglo XV: “Nada revela más plenamente la naturaleza del Bien [que es Dios] que la luz del sol … El Bien se esparze a si mismo por todo lugar endulzando y seduciendo a todas las cosas. No actua por obligación sino por el amor que lo acompaña. Este amor atrae de tal forma a todo objeto que acaban por abrazar libremente el Bien …”

Copérnico se apoya en esa tradición para argumentar su cosmologia, donde el sol es el centro del Universo “En verdad algunos le han llamado la pupila del mundo, otros el Espíritu del mundo, otros, por fin, su Rector. Trimegisto le llama el Dios visible; la Electra de Sófocles, el omnividente. De este modo, el sol, como reposando sobre un trono real gobierna la familia de los astros que le circundan”. Y Kepler dice, “.. volvemos al sol que, en virtud de su dignidad y poder, es el único ser al que parece convenir el papel de digna morada del propio Dios …”

Está resumido, para no aburriros. Por cierto Marsilio Ficino vuelve a estar de moda, se han reeditado sus cartas, y en algunas webs esotéricas se le menciona mucho.

Solo añadir, que los descubrimentos astrónomicos, el desarrollo de la ciencia, la pérdida de peso del neoplatonismo, hacen que éste simbolismo pìerda protagonismo en la filosofía y posteriormente se relegue a algunos escritores; pero podeís ver que nuestra tradición occidental no es ajena al mismo. En el esoterismo y creencias asociadas se mantiene vivo, como en una presentación que me pasó MGB.

Mi propuesta de sungazing es más simple, asistir a la salida y puesta de sol como un reencuentro con la naturaleza, el ciclo cotidiano de la vida, origen y fin de cada día; es fácil hacerlo ahora en invierno, incluso en la oficina. Otro tema es como entrelazarla con la meditación si lo usamos como imagen integradora, lo dejo para otro día.